viernes, 2 de noviembre de 2012

Un Halloween de pesadilla



No puedo precisar la fecha en la que tuve por primera vez aquella sensación de terror, tal vez fuera el último Halloween que celebramos, no estoy segura.
 Yo iba por la calle para ir a casa de unas amigas para celebrar Halloween, cuando llegaba a la casa el cielo estaba muy oscuro así que pronto empezaría a llover. La fiesta empezó genial, viendo una película de miedo, y contando un cuento, justo cuando acaba el cuento de la periodista desaparecida, que todas nos habíamos asustado bastante se fue la luz dejándonos completamente a oscuras. De pronto resonó un trueno seguido de un relámpago y todas pegamos un bote y nos pusimos más juntas. Las ventanas empezaron a abrirse y a cerrarse por el viento, en las paredes y puertas se oían golpes
Salimos todos corriendo de la casa hacia la casa que teníamos enfrente que estaba a medio construir y que si se acercaba alguien lo veríamos. Pusimos las mantas en el suelo y nos sentamos todos juntos y empezamos a decir tonterías y a reírnos para aliviar la tensión. Alicia se puso de pie de un salto alegando haber visto una sombra corriendo hacia la casa, cogió una linterna y salió a inspeccionar. A los pocos minutos se oyó un grito y todo quedó en silencio. Alicia no respondía a nuestras llamadas y decidimos salir en grupos para buscarla. A la hora o así volvimos a la casa y no volvía nadie, solo volvió Elena y tambaleándose con algunos rasguños. Nos contó que alguien les había atacado por la espalda y que ella había conseguido escapar mientras que el intruso ataba a sus compañeros. Le pregunte si sabía que le había pasado al grupo de Eva, pero no supo decirme ya que se separaron. Salimos los tres que quedábamos: Elena, Jose y yo, pero justo cuando cerrábamos la puerta alguien chocó con nosotros y en un segundo acabamos contra la pared y la persona mandándonos a callar. ¡Era Eva! Nos contó que los otros estaban retenidos por un ladrón que era perseguido por la policía. Ella nos contó el plan que tenía en mente y cada uno hizo lo que le correspondía, pero algo salió mal porque atraparon a Elena y Jose y nosotras tuvimos que huir y escondernos.  Llego la policía y empezó a hablar con el ladrón mediante un altavoz diciéndole que se rindiera. Eva le cogió a un policía sin que se diera cuenta una pistola y entro en la casa, hubo un forcejeo con el ladrón y la pistola se disparo hiriendo al ladrón y así la justicia le encarcelo. Fue el Halloween mas terrorífico que tuvimos, algunos todavía tienen pesadillas de esa noche en la que muchos sufrieron algunas heridas y pasaron mucho miedo. Fuimos felicitadas y recibimos unos premios humildemente. Eva y yo cada vez que lo recordamos soltamos una carcajada por no llorar del miedo que pase al pensar que cuando se disparo la pistola le hubiera dado a alguno de nosotros…

6 comentarios:

  1. Me encantan estos relatos cortos!! está genial :D

    ResponderEliminar
  2. socia! me encanta!! :D
    como siempre te digo, escribes genial! un beso!!

    ResponderEliminar
  3. Me gustan mucho esto relatos cortos ^^ la verdad es que ser retenida p un ladrón tiene que ser una esperiencia realmente terrorífica :S Me gustó mucho Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejee la verdad es qie si, eso da mas miedo que cualquier historia :)
      Un beso

      Eliminar

Este blog y sus historias viven de vuestro apoyo mediante los comentarios.
Expresad vuestra opinión, pero sin ofender
Besitos
Lydia

Tu esencia

El problema nunca fue escribir, fueron los sentimientos. Pero ¿qué haces cuando te quedas vacía? ¿Cuándo te da igual veinte que ochenta? C...